Desde Porto, un viajero emprendió el que es el viaje más largo del mundo en tren. Una odisea que se extendió por 17.000 kilómetros y terminó solo dos semanas después de la salida.


Viajar en tren nos da la oportunidad de posar nuestra mirada en el paisaje y disfrutar de las imágenes que se deslizan por la ventana como si fuera una película. No es casualidad que algunas de los trayectos ferroviarios más deslumbrantes de Portugal partan de Porto, como el tren MiraDouro, que conecta la ciudad de Invicta con Pocinho, un viaje Duero arriba, por las terrazas de viñedos, que tiene la particularidad de ser hecho a bordo de vagones producidos en los años cuarenta.


Pero, a pesar de los impresionantes paisajes, esta ruta no sería suficiente para satisfacer a un viajero anónimo, que en 2019 realizó el viaje más largo del mundo en tren y cuya experiencia fue descrita por la revista en línea Basement Geographer. Fascinado por este medio de transporte, decidió hacer el más largo trayecto ferroviario ininterrumpido posible y nunca abandonar el tren, a menos que tuviera que cambiar de tren.


Y así, el viajero eligió Porto para iniciar esta odisea: "Comenzando en Portugal, Porto, los dos primeros días de viaje son (relativamente) sencillos, ya que todos los países que se recorriere son miembros de la Unión Europea y todos, menos Polonia, forman parte de Eurail, el consorcio de compañías ferroviarias que vende billetes", en una cita reproducida por Fred Berg en el Basement Geographer.


Desde Invicta, el viajero se dirigió hacia Coimbra, tomando allí el Sud Expresso hacia Hendaya. Y, siempre sobre raíles, nunca paró: cruzó Francia, Bélgica, Alemania, Polonia, Bielorrusia, Rusia, Mongolia, China y Vietnam.


Parte de la ruta se hizo sobre los raíles del mítico tren transiberiano, y la odisea solo terminó en la ciudad de Ho Chi Minh, también conocida como Saigón, en el sur de Vietnam. Sin recurrir a ningún otro medio de transporte que no sea el tren, el viajero recorrió 17.000 kilómetros durante dos semanas.


Un testimonio que nos deja soñando con viajes y con ganas de partir. Para cuando regresemos, una vez más, disfrutemos de las vistas de Porto al llegar en ferrocarril.

Mais artigos

  • Câmara Municipal do Porto


    Actualizado por última vez 2020-08-27